La moda de matar a Vinícius

0 4

Ahora se cumplen 25 años del debut de Raúl con el Real Madrid, un futbolista que se metió en el escudo del club. El día de su debut en Zaragoza Raúl falló varios de los goles más sencillos de su carrera, de esos que luego te persiguen hasta la colcha de la cama durante varias noches con prórroga y penaltis.

25 años después, con Raúl en el horno de entrenadores de Valdebebas, con futbolistas que piensan más en Augusta que en Ipurúa, el Bernabéu necesita nuevos ídolos. El año pasado, cuando la situación requería un nuevo héroe, apareció Vinícius como refrescante de una temporada caótica.

Ante el Leganés, en una jornada extraña porque hay tentación de dar por ganado un partido en el que luego hay camas de fakir en la hierba, Vinícius no estará en la pasarela de convocados.

Zidane castiga de esta manera a Vinicíus, el mismo que antes de tiempo, y por una dimisión colectiva de los demás, fue la única barra de ilusión en la que se apoyó el espíritu blanco durante varias semanas de esa temporada en la que el Madrid acumuló noches de Halloween.

El brasileño, descarado y valiente, vertical hasta la extenuación, jugaba todos los partidos como si el campo estuviera cuesta abajo sin temor a la caída y el derrape. Vinícius disponía de licencia para el error. Era un patinador imparable antes de llegar al área, terreno maldito en el que iba con antifaz a la hora de disparar a puerta.

La licencia de los 19 años

La lesión ante el Ajax le segó la alegría. La vigente temporada iba a destapar un nuevo Vinícius. Sin la explosividad original el brasileño mantiene los defectos de serie: la imprecisión en el último pase, la falta de buenas elecciones y la comidilla de su falta de puntería. Lo del antifaz. Ahora se ha puesto de moda despellejar al brasileño como si todo en su carrera llegara antes de plazo.

Con 19 años Vinícius ya no cuenta con la licencia del Bernabéu para el fallo. Con 19 años Vinícius se debe tomar los descartes como parte de un máster. Con 19 años Vinícius necesita todo el tacto posible de Zidane. Con 19 años un futbolista no se puede pasar de moda. Con 19 años no se piensa en el golf. A los 19 años Vinícius necesita una conversación con Raúl.

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.