Ensalada de pollo a la naranja agridulce

0 30

 

Noticias Kikirikí 

Las ensaladas son una de las mejores opciones para comer en épocas de calor, pero también el resto del año sobre todo si no tenemos mucho tiempo para cocinar. Esta ensalada de pollo a la naranja agridulce puede degustarse templada en el momento, o puede dejarse lista unas horas antes, una buena opción para dejar lista también para la cena al llegar a casa.

Añadir carne de pollo o pavo a las ensaladas es una forma muy práctica de enriquecerlas con proteínas ligeras, aunque conviene prepararla adecuadamente para que no resulte sosa o reseca. El marinado de esta receta es muy sencillo pero da un resultado estupendo.

Ingredientes

(Para 2 personas)

• 250 gr de Pechuga de pollo en filetes gruesos
• 2 Cogollos de lechuga
• 10 Tomates cherry
• 1 Naranja
• 15 ml de Salsa de soja
• 5 ml de Salsa Worcestershire
• 5 ml de Vinagre de Jerez
• 15 ml de Mermelada de naranja amarga
• 5 ml de Miel
• Pimienta negra molida
• Sal
• Aceite de oliva virgen extra
• Semillas de sésamo

Preparación:

Secar las pechugas de pollo con papel de cocina y retirar los posibles excesos de grasa. Cortar en tiras de más o menos el mismo tamaño y disponerlas en un plato o fuente. Exprimir el zumo de la naranja y batir con la salsa de soja, la salsa Worcestershire, el vinagre, la mermelada, la miel y una pizca de sal y pimienta.

Cubrir el pollo con la marinada, remover bien, tapar con film y dejar reposar en la nevera como mínimo 30 minutos, mejor un par de horas. En el momento de cocinarlo escurrir el pollo del líquido, reservándolo, y dorarlo en una sartén antiadherente con un poco de aceite de oliva. Salpimentar.

Cocinar bien la carne por ambos lados hasta que esté bien dorada. Añadir la marinada, removiendo bien, y dejar cocinar unos minutos más a fuego medio, hasta que se reduzca el líquido. Retirar a una fuente y dejar enfriar. Servir sobre hojas bien frescas de cogollos con unos tomatitos cuarteados y sésamo negro al gusto.

Esta ensalada de pollo a la naranja agridulce puede ser una buena cena ligera o incluso un buen almuerzo si lo acompañamos de un primer plato no muy pesado. Para enriquecerlo también podríamos añadir un poco de arroz de grano largo y suelto a la ensalada, pues combina muy bien con los aromas del pollo.

Leave A Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.